Desviantes y personas apasionadas por Humankind, no importa cuál sea tu sexo biológico, género, identidad o expresión de género, u orientación sexual, queremos dedicarte estas palabras de aprecio por seguir aquí resistiendo a pesar de las dificultades (tanto personales como a nivel mundial).

Como probablemente ya lo sepas, el trasfondo de Humankind se inspira en gran medida de nuestra realidad y esto se ve muchas veces reflejado en la diversidad de sus protagonistas. Día a día son parte del enfrentamiento mundial oculto al resto de la humanidad por la supremacía de su Facción, pero es probable que como tú y muchos más se encuentran envueltos en una doble lucha por la igualdad, el respeto y la tolerancia debido a quienes son.

A continuación, te contaremos un poco más sobre estos personajes:

Kammi y Ángela

Sus familiares las rechazaron y persiguieron cuando empezaron su relación. No obstante, lucharon para mantenerse unidas al punto en que afectaron sus poderes desviantes y se convirtieron en un fenómeno único en el universo de Humankind.

No es casualidad que no hayan sido tratadas como cartas separadas. Por un lado, se complementan a nivel biológico, Kammi con sus poderes de luz ayuda a Ángela a canalizar el caos. Por otro lado, son un ejemplo del amor escogido, es decir, se eligieron mutuamente una vez y lo volverían a hacer por el resto de sus días.

Ilustración por Genzo

Jean Baptiste y Puño Negro

Puño Negro era un cazador de desviantes sin facción, que fue enviado a capturar a nadie más y nada menos que a Jean Baptiste. Sin embargo, el cazador terminó cazado y terminó uniéndose a la Acracia, con sus poderes ayudaba a Jean a controlar su nivel de entropía. Su relación estaba muy lejos de ser algo idílico, era muy pasional y carnal, pero se separaban y volvían todo el tiempo.

Lamentablemente, Puño Negro se sacrifica para derrotar a Moloch Uno en la batalla de Los Ángeles, California, y así salvar a sus compañeros de lucha y a su camarada. Hoy día, Jean vive desolado en París, pero sigue protegiendo a la Acracia tal y como se lo prometió al amor de su vida.

Ilustración por Sergio Quijada

Sarad

En más de una oportunidad, fue atacado durante su juventud junto a su pareja, de hecho, nunca llegaron a vivir de manera abierta su relación debido a la homofobia de la época. A sus 21 años, su pareja fallece en un accidente automovilístico. Este trágico episodio es el que despierta sus poderes desviantes y comienza a transitar el camino de la aceptación.

En la actualidad, Sarad está a cargo de cuidar y aconsejar a los jóvenes desviantes de la Quimera. 

Francesca

La Corporación y el Abismo intentaron doblegar la voluntad de Francesca, pero ninguna de estas dos facciones lo consiguieron. La Mano Negra la apoyó para librarse de sus perseguidores y ahora lucha por los ideales de la Acracia.

Truco y Mangosta la ayudaron a recuperar la confianza en el resto. Por desgracia, no ha tenido mucha suerte en el plano del amor y, sin importar el género de su pareja, ha terminado con el corazón roto en más de una oportunidad. En este momento se encuentra en Italia viviendo sola y preparándose para luchar, resistiendo al llamado de Moloch.

Ilustración por Wendigo

Finesse

Justo y como reza el epígrafe de su carta, Finesse nació hombre; sin embargo, siempre supo que era una mujer. Es una desviante Quimera argentina que, lamentablemente, tuvo que abandonar pronto su casa debido al rechazo de las personas que la rodeaban. Esto último nunca se lo dijeron verbalmente, ella es capaz de escuchar los pensamientos reales de la gente gracias a sus poderes desviantes.

Ilustración por Wendigo

Estos son solo algunos de los personajes, de los que tenemos conocimiento, que forman parte de la comunidad LGTB en Humankind. Y tal y como estos Desviantes, a pesar de las adversidades, nunca te avergüences de quien seas, eres impresionante y nos enorgulleces. Nos alegra verte disfrutar de este juego, ya sea de manera casual, competitiva o como coleccionista, de su historia y de sus personajes.

¡Nos vemos en una próxima entrada!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *